CUATRO ARRESTADOS POR CARGOS DE VOTACIÓN ILEGAL EN EL CONDADO STARR

0
4251

Cuatro personas fueron arrestadas el martes por votar ilegalmente en las elecciones celebradas durante el 2016.
Investigadores de la Unidad de Delitos Especiales del Condado de Starr localizaron y detuvieron a Rigoberto Vela, de 47 años; Oscar Iván Peña, 23; y Reynaldo Moreno, de 48 años, quien supuestamente emitieron votos a pesar de estar bajo libertad condicional, de acuerdo con Robert Caples, comandante de la unidad de crímenes especiales.
Un cuarto individuo, Rogelio García, de 42 años, quien también está acusado de votar mientras estaba en libertad condicional por delitos graves, más tarde se entregó a la unidad.
Los cuatro fueron acusados de votar ilegalmente, un delito grave de segundo grado.
Los votos presuntamente se emitieron en cuatro elecciones diferentes en 2016: las elecciones primarias de marzo, las primarias en mayo, las municipales de la ciudad de Roma y las municipales de la ciudad de Escobares, dijo Caples.
Los arrestos siguieron a una revisión de los registros que el Departamento de elecciones del Condado había entregado a la oficina del Fiscal del Distrito y son parte de una investigación más amplia sobre el fraude electoral que comenzó en enero.
La investigación se inició después de que el departamento de elecciones alertó a la oficina del fiscal del distrito de solicitudes cuestionables de boletas por correo. Desde entonces, tres personas han sido arrestadas por cargos de fraude electoral y solicitud fraudulenta de boletas por correo.
Esas solicitudes se presentaron para las elecciones primarias para las cuales comenzó la votación anticipada el martes.
Los cuatro arrestos por votación ilegal el martes fueron los primeros arrestos en la investigación actual realizada en referencia a elecciones pasadas.
“Si alguien quiere investigar el fraude electoral, esta es una investigación que podría continuar durante los próximos años”, dijo Caples. “La gente puede decir que el fraude electoral no existe, pero tal vez es porque no quieren mirar”.